Claudia López: ¿incapaz para el cargo?

Narrativa históricaCultura Enero 30, 2022

Históricamente, a los mandatarios nacionales y locales sus contradictores les ponen etiquetas de distinta índole y Claudia López no ha sido la excepción. A la alcaldesa la llaman “Cantinflas” por sus múltiples salidas en falso, “Hitler” por sus declaraciones en contra de los migrantes venezolanos, “la Chimoltrufia” “porque así como dice una cosa, dice otra”, “Pantallita” porque está dispuesta a hacer lo que sea para salir en los noticieros y la “Gamina” por sus constantes faltas de respeto hacia otros. La lista de apodos es bastante más larga, lo cual es proporcional a su errático estilo de gobierno. 

Tan pronto fue elegida, López dijo a los medios de comunicación textualmente “yo no llegué hasta aquí por ser la mujer que se queda calladita para verse más bonita”. Claramente, los bogotanos no queremos que se vea más bonita, en lo cual insiste como cuando pagó del erario público 476 mil pesos por concepto de maquillaje para un evento, solo queremos que sea prudente en sus declaraciones y actúe conforme a la dignidad de su cargo.

Es inquietante que casi a diario, la opinión pública se pregunta por el estado de salud mental de la alcaldesa, como consecuencia de sus incoherentes declaraciones y decisiones. Han llegado a asegurar que puede tener un problema de carácter psiquiátrico. En caso de que sea cierto que la alcaldesa tiene un problema de salud de esta índole, la invito amablemente a asistir a terapia psiquiátrica o psicológica y solucionarlo. Eso nada de malo tiene. El actual Presidente electo de Chile, Gabriel Boric, en su momento tuvo un TOC (Trastorno Obsesivo Compulsivo), por lo que abandonó temporalmente su cargo como senador para internarse en una clínica psiquiátrica, lo cual es algo perfectamente entendible y manejable. Todos en algún momento de la vida nos enfermamos. Lo que sí está mal es conducir el destino de una de las más grande urbes latinoamericanas sin ser apto para ello.

Si Claudia López tiene algún desorden de carácter psiquiátrico o psicológico es algo que solamente podrá certificar un especialista, cualquier otra cosa es especulación. En caso de padecer de un trastorno y no pueda manejarlo con medicamentos deberá apartarse de su cargo y al igual que Boric pueda al poco tiempo reincorporarse. Su mejoría convendría a todos los bogotanos pues si a ella le va bien a todos nos va bien.

Ciudadanos de a pie buscando la revocatoria

Como consecuencia de lo que muchos sectores califican como una mala gestión, cientos de ciudadanos se han agrupado para iniciar movimientos que promueven la revocatoria del mandato de Claudia López. Actualmente uno de ellos ha cobrado fuerza, se llama Bogotá Revoca. Esta es una iniciativa 100% civil, de la que hacen parte bogotanos sin ninguna filiación política que están cansados de los constantes atropellos de los que se consideran víctimas.

Atropellos reales, pues si antes era difícil vivir en Bogotá ahora es casi imposible. Todos los indicadores de gestión y desempeño de la actual alcaldesa así lo avalan. Colombia tiene desplazados por la violencia, desplazados por el Covid (por la pandemia varias personas tuvieron que irse de sus ciudades) y ahora desplazados por Claudia López, ya que cientos de habitantes han tenido que huir de Bogotá porque la ciudad dejó de ser viable. Tengo amigos y conocidos que me han manifestado que tuvieron que dejar la ciudad porque hay otras capitales y municipios que ofrecen para ellos y sus familias una mejor calidad de vida. 

Aquellos que quieran sumarse al movimiento de revocatoria de la alcaldesa y ejercer sus derechos como ciudadanos inconformes que quieren urgentemente un cambio, pueden ingresar a la página web www.bogotarevoca.com. Allí pueden encontrar información sobre los puntos de encuentro para firmar la revocatoria, así como descargar los formularios para recoger en sus barrios, con sus familiares y amigos las firmas para lograr este propósito. Se necesita un millón de firmas, que son muchas pero que con la ayuda y compromiso de la ciudadanía pueden conseguirse. Hay apenas 85 días para ello, lo cual lo constituye en un reto enorme, pero no imposible.

Claudia López con frecuencia culpa de todos lo males de la ciudad a los políticos, calificándolos negativamente. Lo malo de los políticos no es su condición, sino que hagan leguleyadas y atropellen los derechos de los ciudadanos. Ese es el caso de Claudia López, una política que hace que las personas desconfíen cada vez más de aquellos que dedican el 100% de su tiempo a los asuntos públicos.

Apoyar iniciativas como Bogotá Revoca, que es netamente civil, fortalece a la democracia y debilita a la demagogia. La unión hace la fuerza.

 


El acuerdo internacional de Escazú: Una trampa para Colombia

Apreciados Amigos y queridos lectores, hoy quiero poner nuevamente en alerta máxima a todos ustedes y a los ciudadanos colombianos, como también a todos los estamentos privados


Mayo 2, 2022

Maturana, Arrieta y Cepeda

Pacho Maturana justificaba sus derrotas deportivas con una frase lapidaria: ‘perder es ganar un poco’.


Mayo 2, 2022

Matoneo al Ejército en Twitter: táctica cobarde para ganar elecciones

Atacar a la Fuerza Pública sin pruebas ni fundamentos legales en medios de comunicación y redes sociales es un método muy bajo para llegar


Mayo 2, 2022

Ni perdón ni olvido

Los creyentes tenemos claro que los designios de Dios son perfectos, vaya si lo son.


Abril 22, 2022

Somos un Centro de Pensamiento

Manténgase al día con las últimas noticias, eventos y documentos de interés